John Mayer tachado, entre otras cosas,de machista,racista y chismoso



Sin rodeos y directa al grano John Mayer "es tonto del culo", las declaraciones que hizo hace unos días en la revista PlayBoy, le han abierto enemistades en varios frentes que le van a llevar de cabeza una temporada, y borrar de sus cara esa expresión de chulito de pacotilla que se ve que un día copió del malogrado James Dean, porque se ha metido en un buen berenjenal.

Por un lado ya tiene en contra a Oprah Winfrey ,la reina indiscutible de la televisión americana, que le ha vetado la entrada a su programa, que vamos que es lo mismo que ser El Papa y que te veten la entrada en el Cielo.

Oprah ha tachado a John de machista y racista, y con mucha razón, porque el individuo soltó esta perlita: “Mi polla es como la de alguien que cree en el poder de la supremacía blanca y nunca he dormido con una mujer negra” vamos que solo le faltó decir que lleva tatuado en el pene KKK (Ku Klux Klan).

Pero para terminar de arreglarlo también largó los suyo de sus relaciones intimas con sus dos ex Jennifer Aniston y Jessica Simpson, que están que echan chispas y planea sobre él la sombra de la venganza que le tienen preparada, porque no le perdonan el que se haya ido de la lengua en un tema tan delicado, por presumir de "machoman" de tres al cuarto y de falta de respeto total y absoluta hacía ellas.

De Jessica ha dicho textualmente:"Para mí, Jessica es como la cocaína. Sexualmente era una locura... era como napalm, napalm sexual" y esta ha contestado que cuando le pregunten sobre el tema, que le preguntaran, no se va a callar nada de lo que sabe sobre John y va a tirar a matar, que ella también tiene mucho que contar y no bueno precisamente.

Con Jennifer fue muy suave en su expresión, pero dejó mucho a la imaginación con la frasecita: "Soy muy protector con ella, lo nuestro fue muy intenso". Y añade: "La quiero tanto que ahora estoy pensando en lo mal que me sentiría si ella leyera esto y dijera "no quiero ser una más de tu lista de ligues'". Vamos que vino a decir algo así como " No digo nada porque la quiero mucho, que si no se iba a enterar"

Jennifer se lo ha tomado como algo muy personal, como que lo es, y no se sabe lo que trama, pero sus amigos dicen que trama algo gordo para responder al este impresentable que ya puede ir preparándose, por la cuenta que le trae.

Así que ya puede ir encomendándose a Dios o al diablo, porque es mejor que te pillen yendo al supermercado con este modelito a sufrir las consecuencias de una mujer cabreada.

8 comments

Leave a Reply

Linkwithin

Vecinos enlazados con la Porteria