Día triste, la Sonrisa Etrusca ya no sonríe, se apagó con José Luis Sampedro




Ya sé que en este Blog, se debería hablar de la muerte de Sara Montiel, la cual lamento, ya que queramos o no forma parte de la historia del cine español, y porque no me gusta que se muera nadie, pero ya se van a encargar de ello, las noticias, programas variados, con las que cubrirán horas sin sentido o con él, unos hablaran de su carrera y otros de sus miserias, así que por lo tanto amén, descanse en paz y a otra cosa mariposa, porque durante dais vamos a tener Saritísima, hasta en la sopa.


También se ha muerto Margaret Thatcher, era inglesa, no me caía bien y a los argentinos menos, tampoco dejo de reconocer, que fue una gran política para parte su país, otros la detestaban y con un par “de huevos” bien puestos, que si, en la actualidad, estuviera en el puesto de la Merkel, no sólo seguirían teniendo Gibraltar, si no que ya se habría apropiado de media España, como condición a solventar, nuestras penurias económicas....Vale, que sí, que soy un exagerada, que descanse en paz y punto pelota.


Pero este Blog esta triste,  porque se ha muerto José Luis Sampedro y, la Sonrisa Etrusca, no sonríe, tiene un rictus amargo, porque se ha quedado huérfana de su presencia, pero que siempre lo mantendrá vivo entre los que amábamos sus obras y su persona, recta, leal, cabal y con una humanidad revestida de humildad, que lo hacían grande muy grande.


 De él  hablaran las noticias, nada más que de pasada, no le dedicaran horas y horas, porque su vida era sencilla, afable, modesta y cotidiana, y no puede nutrir al morbo, pero nos interesa y duele a los que a los que lo conocíamos a través de sus obras, sus ideas y de sus palabras, a él no lo pasearán por la Gran Vía Madrileña o la Vía Layetana de la ciudad Condal, de donde era, a él no le hicieron un funeral de estado, para que la gente lo llore y clame en alabanzas, de esas hipócritas de las que, pasado el momento, inspiran un “si te he visto no me acuerdo”, porque no lo necesita, porque su humildad no se lo hubiera permitido y seguro que desde el cielo , se estará riendo, de su forma silenciosa de irse, repasará, a vista de pájaro, la Ruta de los Gaucheros, aquella que nos enseñó, en el Rio que nos lleva, por cierto mi obra favorita, y se sentará en una nube, a escribir cuentos a los ángeles, para que se duerman sobre los arcoíris.

 José Luis Sampedro no ha muerto, se nos ha quedado en las manos, en cualquiera de esos libros que escribió, para seguir entre nosotros, incluso cuando nos hayamos ido.

 Hoy os recomiendo visitar a “Maristela Guedes y su Blog A Vida é un Eterno Aprendizado”. No olvides visitarla.

Pásate por Ábaco de Colores, para leer el nuevo post “¿Baile o muerte?”, que es la lucha de dos jirafas machos por una hembra. ¡No te lo pierdas!

Abaco de colores

MIS OTROS BLOGS
Directora gerente de hogar Pato carpintero

18 comments

Leave a Reply

Linkwithin

Vecinos enlazados con la Porteria