La Duquesa de Alba, ya tiene su gallinero, en Palacio


 

 Ala ya estamos todos contentos, porque Cayetana, Duquesa de Alba, ha conseguido el sueño de su vida, un sueño sencillo, pero poco acorde con su ringorrango, porque a los pobres se nos permite soñar, porque es gratis y la crisis no da para más y a los ricos, se les permite comprar los sueños y hasta los despertares, pero deben tener sueños de esos que hacen temblar las cajas registradoras y no uno simple, como lo de tener un gallinero.


 

 Porque Cayetana, soñaba con tener gallinas, en su Palacio de Dueñas (Sevilla) y su marido “entregadísimo, enamoradísimo, atentísimo y todos los ísimos con su amada”, se ha pasado varios meses construyendo, personalmente, el hogar de las gallinitas, pero al final lo ha conseguido, pero... ¿Varios meses?, ¿qué ha construido Alfonso, un nuevo Escorial? Porque si me dice que le ha montado un armario del Ikea, me lo creo, pero ¿un gallinero?, que con cuatro tablas y red metálica o de plástico, ya está. ¿No será, que ha puesto la construcción del “Galli-Escorial”, como excusa para escaquearse un rato? ¡Me da que sí, me da que sí!

 

 Claro que a lo mejor, el gallinero, va con aire acondicionado, que en Sevilla tienen mucho calor en verano, pintado “al gotelé”, niditos de algodón de primera calidad y suelos de parqué, cubiertos de alfombras persas, donde puedan dejar sus caquitas, porque si algo hacen bien estos animalitos es poner huevos y cagarse.

Que sospecho yo, que Alfonsito, no ha puesto ni un clavito. A lo mejor quieren hacernos creer que Doña Cayetana, que no puede casi ni levantar los pies y tiene manitas de poder coger “pocos huevos” (sean de animal, persona o cosa), se va a dedicar a darles de comer, recoger los huevos y limpiar el gallinero y al Duque Consorte, no lo veo yo tampoco por la labor, porque tiene toda la pinta, de ser de los que se la coge con papel de fumar, para no mancharse y la espalda, poco propicia a doblarse como no sea para escuchar lo que dice su Ducal esposa.


Menos mal que cuando Machado, en una de cuyas viviendas vino al mundo y vivió unos años, que le dieron tiempo para conocer, “la luz,el huerto claro, la fuente y el limonero”, como reza en una placa puesta en la fachada, se supone no había gallinero, o lo obviaron, porque si no hoy esa placa, puesta por el Ayuntamiento de Sevilla, no hubiera quedado tan poético eso de “Aquí conoció, la luz, el huerto claro, la fuente, el limonero y el gallinero de Doña Cayetana”. 

 Hoy os recomiendo visitar “Tus Mejores Blogs”. No dejes de visitarlo, ya que puedes promocionar tu Web o Blog gratuitamente. 

 No te pierdas el post de Ábaco de Colores y podrás conocer a quien nos dice “He cumplido 100 años”.

  Abaco de colores
MIS OTROS BLOGS
Directora gerente de hogar Pato carpintero

7 comments

Leave a Reply

Linkwithin

Vecinos enlazados con la Porteria